Remedios caseros contra el mal aliento

Tratar el mal aliento a veces es complicado y difícil de dar con la solución, más aún cuando no se sabe el origen del mismo. Os enseñaremos como tratar esta complicada y delicada situación que muy pocas veces uno mismo se da cuenta de que tiene mal aliento.

  • Buena higiene bucodental. A veces algo tan simple como tener una buena higiene bucodental ayudará a evitar el mal aliento. Conviene depillarse después de cada comida. También nos ayudaremos de un buen enjuague para tener un aliento fresco y duradero.
  • Comer saludable. Se ha observado que el mal aliento también aparece cuando los hábitos de alimentación no son los correctos o no son del todo los adecuados. Comer variado y saludable nos ayudará a mantener el mal aliento alejado de nuestras bocas.
  • Enjuague con vinagre de manzana. Lo usaremos antes de dormir, para mantener nuestra boca a salvo de bacterias durante toda la noche.
  • Cepillarse la lengua. Mucha gente solamente se cepilla los dientes y no tiene en cuenta que la lengua también es un lugar habitual para bacterias, además de ocupar una gran parte de la boca, cepillaremos la lengua suavemente desde dentro hacia fuera.
  • No abusar del café. Los cafeteros habituales también sufren del mal aliento, por lo que es recomendable disminuar la dosis de café diaria para poder disminuir el mal aliento.
  • Hojas de menta o perejil. Con estas simples hojas, tanto si es frotando en los dientes como manticándolas, lograremos tener un aliento fresco y limpio.

Si tras probar con estos métodos caseros para el mal aliento notas que sigue estando o no ha disminuído, se recomienda la visita al médico, ya que el mal aliento podría venir de un problema digestivo que tendrá que ser tratado con más atención.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *